Nacional

Estudia AMLO plan de atención médica y pensiones para periodistas

CIUDAD DE MÉXICO, 01ABRIL2019.- El presidente Andrés Manuel López Obrador, en su conferencia de prensa de todas las mañanas, hablo nuevamente de los periodistas asesinados. Y de ayudas de Desarrollo Social en Estados de la República. FOTO: VICTORIA VALTIERRA /CUARTOSCURO.COM

El gobierno federal estudia la viabilidad de llevar al cabo un programa de atención médica y pensiones para los periodistas del país. Advirtió que la mayor parte de los integrantes del gremio reciben bajos salarios y no tienen garantizado el derecho a la salud ni a una jubilación digna.

Durante su conferencia de prensa matutina, celebrada en el Palacio Nacional, el titular del Poder Ejecutivo aclaró que la propuesta le fue formulada por un periodista durante su vista al norte de la República. Los fondos saldrían de una parte del presupuesto que el gobierno federal destina a los contratos publicitarios con los medios de comunicación.

“Un porcentaje del gasto de publicidad se [destinaría] a eso. Y que los dueños aporten algo para los periodistas, que ganan muy poco y no tiene seguridad social.”

Y en tono de broma, propuso que también los “periodistas machuchones” que “viven de atacarnos” aporten un porcentaje para ayudar a los periodistas que ganan poco. El presidente se refirió al proyecto luego de criticar a los periodistas que por consigna económica o política realizan una campaña en contra de su gobierno.

Dijo que hay candidatos o movimientos que alcanza el gobierno, pero no el poder. En México, consideró, ya se alcanzó el gobernó y lo que hay actualmente es una disputa por el poder. Y hay periodistas que, sin escrúpulos morales de ningún tipo, están del lado la “mafia” que gobernó el país por 36 años.

Criticó que estos periodistas trabajen bajo las directrices del grupo de interés que coordina Claudio X González. Recordó las declaraciones de X González Laporte en 2006, cuando este empresario era presidente del Consejo Coordinador Empresarial, en el sentido de que estaba dispuesto a apoyar un golpe de Estado al estilo de Augusto Pinochet en Chile antes que reconocer un triunfo del propio López Obrador.

Este grupo de interés siempre ha tenido el favor de los grandes medios de comunicación y han vuelto mercenarios a decenas de periodistas. Y junto con ese grupo empresarial también ha actuado el gobierno de Estados Unidos.

Ejemplificó con el caso de la académica y opinadora Denise Dresser, quien habría quedado al descubierto como informante de Estados Unidos. El presidente señaló que los cables de WikiLeaks revelan que la profesora del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) acudía a la Embajada de ese país en México a “informar”.

Consideró que hay pocas diferencias entre los periodistas “corruptos cínicos” y “corruptos hipócritas”. Entre los primeros ubicó a Carlos Loret de Mola. En el segundo a Carmen Aristegui. “El que más daño nos hace es el seudoplural”.

Fuente ContraLínea

Editor

Medio independiente de noticias relacionadas con la Cuarta Transformación de México.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba