Opinión

Claudio X quemando sus naves

Estamos a días de que se verifiquen elecciones en seis Estados del país.
La lucha entre las distintas fuerzas políticas ha sido y es aún en estos momentos, difícil, repleta de incidentes del orden electoral, que pueden constituirse más adelante en delitos considerados graves.

La oposición está consciente de que según todas las encuestas publicadas hasta hoy, los números que dan cuenta de los posibles votos que pueden obtener, no les alcanzan para conseguir los triunfos deseados, en la mayor parte de esos Estados.

Sin embargo, la gente de a pie, la militancia que trabaja a ras de piso, hace la tarea encomendada, intentando bajar posibilidades al poderoso enemigo que encuentra en Morena y manteniendo vivas las cada vez más lejanas esperanzas de un triunfo milagroso.

Todo el sector opositor ha estado concentrado en las campañas desde hace varias semanas.

Son unos días los que nos separan de la fecha en que se realizará la jornada electoral. Hay buena disposición entre la gente, a pesar de los presagios. Y de repente, el “patriarca” de la oposición, el “banquero” que hace frente al costo del aparato conservador que se encuentra en pie de lucha, hace su aparición en un evento organizado por él mismo, en el Estado de Jalisco.

Y en ese evento queda de manifiesto una vez más, que a Claudio X González Guajardo le sobrará todo el dinero imaginable. Pero a manera de maldición, o capricho del destino, le falta en demasía el sentido común y la inteligencia.

En esa reunión con gente ligada al partido político Movimiento Ciudadano, señala públicamente, que los partidos políticos unidos en el frente que él encabeza, “SON MARCAS VIEJAS QUE YA NO VENDEN”.

PAN, PRI y PRD, son para este empresario, “etiquetas” que perdieron su valor comercial y que por tanto, resultan inservibles. Ya no venden. Nada útil puede sacarse de ahí
Y no se queda en eso.

Agrega que los políticos de estos tres partidos, humillados a la vista de todos, se componen de CUADROS VIEJOS, que no son atractivos para los jóvenes. Esos dichos están registrados en el video que corre en redes sociales, sobre los motivos perseguidos por Claudio X González en el estado de Jalisco.

Y uno como ciudadano se pregunta. A días de verificarse el proceso electoral en los seis estados señalados ¿A quién se le ocurre declarar que los partidos políticos del bando conservador “están viejos”? ¿Quién en su sano juicio señala que los políticos del PRIANRD representan a una clase política envejecida, que está impedida a hacer contacto con el segmento joven de la población? Claudio X González fue categórico en esos puntos. “Los números no nos dan en este momento para ganar elecciones”.

Estas declaraciones debieron caer como balde de agua fría, sobre las cabezas de los militantes de las tres fuerzas políticas, humilladas por el “jefe máximo” de la coalición.
Y sobre todo, porque las afirmaciones del “patriarca” conservador, echan por tierra el trabajo realizado durante meses, para posicionar a los candidatos neoliberales, en lugares desde donde es posible visualizar el triunfo electoral.

¿Los ciudadanos van a salir a votar por la opción que el mismo Claudio X González descalifica?

¿Van a votar por partidos viejos y achacosos, que ni sumando fuerzas son vistos por su dirigente como opción viable?

¿Votarán por candidatos acabados, políticamente hablando, a los que se califica como demasiado “viejos” para hacer “clic” con los jóvenes?
Las equivocaciones garrafales en el bando conservador, han sido el pan de cada día desde el 2018.

Poco han avanzado y elección tras elección, pierden espacios de gobierno, a manos de Morena.

Una de las causas principales de este fenómeno, visto por buena parte de los mexicanos, obedece a la desesperación que hace presa de empresarios y políticos de la derecha.
La incompetencia de Claudio X González, al frente del movimiento opositor, es evidente. Pero lo dejan hacer, no obstante las derrotas. Aún esperan que el milagro se realice con su intervención.

Por eso lo apoyaron para que asistiera a Jalisco, feudo del partido político Movimiento Ciudadano, a ejercer presión y conseguir de inmediato, que se hiciera realidad el nacimiento del tan anunciado McPRIAN.

Claudio llegó a esa entidad federativa, con la firme intensión de presionar al máximo a la cúpula del partido, encabezada por Dante Delgado. No fue a pedir como en anteriores ocasiones, una unión de fuerzas opositoras, donde se encuentre integrado Movimiento Ciudadano. Dar vida a una sola oposición, unida. Claudio exigió a los representantes destacados de esa fuerza política, ejercer toda la presión posible, para “doblar” la posición actual de Dante Delgado, que prefiere que su partido, siga siendo considerado como “la tercera vía” para el país.

“Que la dirigencia de Movimiento Ciudadano sepa que si se levanta de la mesa de negociaciones, sin haberse integrado a nuestro grupo, habrá consecuencias y perderán votos”
La “presión” inicial, cedió el paso a la amenaza explícita.

Claudio X González eligió el peor momento para realizar un evento, donde tenía que dejar en claro que hay debilidad extrema en las filas de la oposición. A días de unas elecciones importantes, descalifica a sus subordinados y los deja a la vista del votante como viejas estructuras donde compiten políticos que nada de valor tienen que aportar.

Claudio X habló de la necesidad de “sangre joven” para revitalizar el proyecto opositor. Y esa sangre solo la tiene en el momento actual, Movimiento Ciudadano.

La apuesta de políticos y empresarios reaccionarios, es la de poner a competir a cuadros jóvenes, sin la marca de “corrupción” que identifica a la clase política del pasado neoliberal.
Gente sin un historial tan manchado, aunque sin carrera política relevante. Habrá puestos para los “viejitos” sin duda alguna. Pero estos se darán en la segunda línea de gobierno.
Por lo pronto, es seguro que lo declarado por Claudio X, tendrá repercusión importante en la votación del 5 de junio próximo.

Dejó muy mal parados a partidos y candidatos opositores.

Por bien suyo, se espera que Dante Delgado se doblegue en el corto plazo y acceda a subir al partido que fundó, al barco perdedor que timonea, del peor modo posible, el “patriarca” Claudio.
Es indudable que la oposición va a perder más de lo esperado este 5 de julio.

Y el desastre será mayor, si Movimiento Ciudadano reafirma el NO que ha mantenido hasta la fecha.
Veremos.
¿La 4T y Morena?
Imparable. Una aplanadora conformada por millones de mexicanos.

Malthus Gamba

Editor

Medio independiente de noticias relacionadas con la Cuarta Transformación de México.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba